¿Cómo superar una depresión amorosa?

como-superar-depresion-amorosa

08 Jul ¿Cómo superar una depresión amorosa?

Antes de empezar, te recordamos que hablamos de “duelo” cuando nos referimos a “toda sensación de pérdida sin posibilidad de recuperación”. Se trata de un proceso inevitable: es necesario pasar por él para superarlo. Y como ocurriría con otras circunstancias de nuestra vida, una ruptura amorosa también implica atravesar un proceso de duelo.

Aquí te explicábamos que hablamos de depresión por amor cuando ese proceso de duelo, bien por ruptura de una relación o bien por el rechazo de la persona amada, se enquista y provoca un fuerte malestar. Cuando sentimos que no podemos avanzar sin esa persona y que no somos capaces de rehacer nuestra vida.

Una de las claves para salir de la depresión por amor es atravesar todo este proceso emocional sin quedarnos atrapados en alguna de sus etapas. Pero no siempre es fácil asumir la pérdida de alguien a quien amas o que ha sido importante en tu vida.

El dolor, la tristeza y la angustia pasarán, te lo aseguramos. Aunque ahora te parezca imposible. Vamos a darte algunos consejos para que, poco a poco, puedas ir superando la depresión amorosa. Seguramente te ayuden a ver las cosas de otra forma.

Cómo salir de una depresión por ruptura amorosa

Para poder atravesar de forma saludable un duelo por desamor o ruptura, lo primero es conocer sus diferentes etapas. En este artículo te contábamos que las fases del duelo o depresión por amor no son lineales. Hablábamos de negación, ira, negociación, tristeza y aceptación, y remarcábamos la importancia de no tratar de huir o evitar ninguna de ellas.

También comentábamos que experimentar altibajos, incluso cuando ya llevábamos un tiempo sintiéndonos mucho mejor, era algo totalmente normal dentro del transcurso de nuestra recuperación.

Aquí tienes algunos consejos que te ayudarán a entender que todas las emociones que experimentes ahora mismo, también las negativas, serán tus aliadas para superar la depresión por amor. Aunque te pueda parecer contradictorio, tratar de “evitar” el hecho de estar triste no te servirá para estar de  buen humor. Hay que darle espacio al dolor que sientes, de forma saludable, para cerrar esta etapa y seguir avanzando.

Deja que la tristeza ocupe el espacio que se merece

Pero ojo, ni más ni menos que el que se merece. No debes forzarte a estar bien a toda costa, pero tampoco debes dejarte llevar por un bucle de pensamientos tristes y dolorosos.

Es normal que, después de una separación amorosa, sientas tristeza, que llores, que experimentes cierta apatía e incluso que hayas perdido las ganas de hacer cosas que antes te apetecían. Por eso, debes dejar que esos sentimientos tengan su espacio y debes ser capaz de manifestar tu dolor.

Pero eso no quiere decir que debas abandonarte al malestar: significa procesar la pérdida de forma saludable.

Establece rutinas y respeta los hábitos saludables

El autocuidado siempre es vital. Y más, si hablamos de un momento especialmente delicado en nuestras vidas.

Una de las grandes herramientas para superar la depresión por ruptura amorosa es que respetes ciertas rutinas y hábitos de tu día a día: comer bien, beber agua para no deshidratarte, dormir de 7 a 8 horas diarias, hacer ejercicio, realizar alguna actividad con la que disfrutes (ver una peli o una serie, leer, patinar, ir a ver una exposición, pasear por un parque, jugar a un videojuego, disfrutar de tu comida favorita, escuchar música…)

Mantener una rutina de autocuidado nos ayuda enormemente a mantener el equilibrio. Pero a muchas personas les cuesta muchísimo: lo cual les lleva a experimentar un malestar físico y psicológico muy fuerte. En estos casos de mayor tendencia depresiva es especialmente importante acudir a terapia: te ayudaremos a reestablecer los hábitos en tu vida que te harán sentir bien.

No te aísles: queda con amigos y seres queridos

Déjate cuidar por la gente que te quiere. Rodéate de las personas que te apoyan, que no te juzgan y que te aportan.

Poder expresarte con tu círculo de confianza, con total libertad (que puedas llorar si lo necesitas, por ejemplo), también es otro de los puntos de apoyo para salir de la depresión por amor.

Pero no confundas desahogarte y sentir comprensión con retroalimentar la angustia y el malestar. Para ello, busca también otros temas de conversación que no sean tu ruptura amorosa, y deja que tus amigos te cuenten anécdotas acerca de su vida. Distraerte con ellos no es una actitud “evitadora”, sino totalmente necesaria para encontrar bienestar y seguir avanzando en tu proceso de recuperación.

La persona a la que amas no es perfecta

¡No lo olvides! En los procesos de duelo por ruptura amorosa es muy frecuente que idolatremos a la otra persona, independiente de quién haya tomado la decisión. Siempre hay un momento en el que pensaremos que nuestra ex pareja es excepcional y maravillosa y que nunca encontraremos a nadie igual. Y eso nos lleva en muchos casos, como te podrás imaginar, a alimentar el sentimiento de culpa.

Debes recordar que todo esto son pensamientos totalmente irracionales fruto de la depresión por amor. Ni tu pareja es un ser de perfección intachable ni tú eres el peor ser humano sobre la faz de la tierra. Los dos o las dos habréis sido estupendos o estupendas en algún momento, y habréis cometido errores en otro.

Asumir responsabilidades y aceptar las consecuencias no es sinónimo de torturarnos con el peso de “la culpa”, un concepto muy dañino (e inútil) que desmontamos constantemente en terapia.

Cuando sientas ira, recuerda: el odio solo te llevará a sentir más dolor

Drenar la rabia y la frustración está genial. De hecho, es también necesario para superar una depresión por amor. Sentir cierta antipatía o rechazo por tu ex es totalmente normal. Pero no debemos confundir eso con enredarnos en el odio visceral, alimentado muchas veces por el seguimiento obsesivo de su actividad en redes sociales (por poner un ejemplo muy habitual).

No dejes que el odio te domine: solo te causará dolor y no te ayudará a superar el duelo.

Tienes que asumir que algunas personas desaparecerán de tu vida

Es muy habitual que algunas personas que pertenecían a vuestro círculo como pareja desaparezcan de tu vida. Por ejemplo, amigos de tu ex pareja con los que quizás cambie el modelo de relación que teníais, las cosas se enfríen o, directamente, con los que termines por perder el contacto.

Todo esto forma parte también del duelo tras una ruptura amorosa: hay amistades que se pierden o que se alejan.

Debes aprender a respetar sus decisiones y a no pensar que tú tienes la culpa (de nuevo la dichosa culpa…) de ese distanciamiento.

Piensa en otros momentos de tu vida: nuevas personas que han llegado, amistades que has recuperado tras un largo distanciamiento, gente con la que has preferido tomar distancia…

Ten por seguro que las personas que desaparezcan solamente están dejando espacio para otras nuevas que van a llegar. ¡Ya lo verás!

Piensa en las cosas que te apetece hacer ahora

Estás en un momento de cambio y te diriges hacia otra etapa de tu vida. Piensa en qué actividades o proyectos te haría ilusión llevar a cabo. Este también es un momento para pararte y reflexionar con calma. En definitiva, para cuidarte y darte la importancia que necesitas.

Superar una depresión por amor te dará mucha información sobre ti y sobre qué necesitas o quieres en tu vida. Escúchate con atención.

Y no lo olvides: estamos aquí para darte la mano y caminar contigo por todo este proceso. Vivir el dolor en soledad no siempre es lo más recomendable. La terapia te ayudará a superar el duelo por desamor y a retomar las riendas de tu vida.

¡Comparte en tus redes!

2 Comentarios

Déjanos tu comentario

Call Now Button